José, jienense de nacimiento e isleño de adopción, se ha convertido sin quererlo en el mejor embajador de la Feria Solidaria de Cortadores de Jamón de San Fernando.

Su discapacidad no le impide hacer lo que más le apasiona.

“Cortar jamón significa para mí una superación, algo sensacional” dice José Muñoz Sánchez, un cortador de jamón que no tiene manos.

Fue hace un año cuando maestro y alumno se unieron.

Además, forma parte de un colectivo de cortadores de este producto que corta a la perfección.

Dicen que cuando coge un jamón no lo suelta.

“Para mí no existen las fronteras. Todos somos iguales y estamos orgullosos de lo que somos y cómo somos”, sentencia José.